¿Qué tipos de cloro para piscinas hay?

Hacer el mantenimiento adecuado a una piscina es imprescindible para que se pueda disfrutar al máximo de ella y, aunque para su limpieza se pueden usar muchos productos, ninguno tan efectivo como el cloro el cual puede mantener el agua desinfectada y libre de microorganismos que puedan ser dañinos para los bañistas. 

Por eso, a continuación te mostraremos qué tipos de cloro para piscinas hay y algunas consideraciones que debes tener en cuenta al usar uno u otro. 

Tipos de cloro para piscinas

Los tipos de cloro que comúnmente se usan para limpiar las piscinas son los siguientes:  

Dicloro

También conocido como cloro diatómico, es un compuesto químico de acción rápida y por eso es la primera opción para quienes quieren desinfectar su piscina en el menor tiempo posible. Una de las principales ventajas de usarlo es que es uno de los más económicos del mercado, pero a pesar de esto garantiza excelentes resultados de manera instantánea, razón por la cual se le conoce como cloro rápido.

Para usarlo, previamente debe diluirse y luego aplicar al agua, nunca lo viertas directamente porque podría ser perjudicial. 

¿Qué tipos de cloro para piscinas hay? 1
  • 5 kg. Cloro Shock – Dicloro de rápida disolución en pastillas de 20 g.
  • Sumamente activo contra hongos, bacterias y algas.
  • Ideal para piscinas y spas de cualquier tamaño.
  • Alta calidad. Fabricación europea.

Tricloro

Ofrece resultados óptimos ya que elimina cualquier tipo de bacterias y microorganismos que se alojan en el agua, ya sea porque está estancada o porque no procede de una fuente limpia. El proceso de acción de este tipo de cloro es más lento que el del dicloro, de ahí que se le llame cloro lento; sin embargo, es igual de efectivo y recomendable. Pero, debido a su composición, debe usarse con precaución ya que es una sustancia volátil y muy ácida que puede dar lugar a la corrosión de las partes metálicas de la piscina. Por esto, lo correcto es diluirlo en un cubo de agua antes de aplicarlo en la piscina. 

¿Qué tipos de cloro para piscinas hay? 2
  • Producto adecuado para la desinfección de piscinas construidas con materiales cerámicos (gresite)
  • Tricloro en tabletas de 250 g de disolución lenta con un 90% de cloro útil
  • Su presentación en tabletas facilita su aplicación y dosificación: se introduce la tableta en el skimmer o en el dosificador y gradualmente liberará todo su poder desinfectante
  • Al contener en su formulación un estabilizante, evita que el producto se evapore y la piscina se quede sin desinfectante rápidamente

Dicloruro de sodio

Una de las principales ventajas de usar este tipo de desinfectante para tu piscina es que su pH es neutro y su disolución es bastante rápida para que así puedas obtener mejores resultados en el menor tiempo posible, no obstante, puede provocar incendios. Por lo general, este tipo de cloro es usado para realizar mantenimiento en piscinas pintadas o con fibra de vidrio pues no es desgastante. 

Hipoclorito sódico

Es uno de los más efectivos para hacer mantenimiento, pero al mismo tiempo uno de los menos usados. A diferencia de los que se han mencionado anteriormente, este tipo de cloro es mucho más potente, se diluye de manera casi inmediata y ofrece resultados en muy poco tiempo. Sin embargo, es altamente corrosivo, así que se debe emplear con la mayor precaución posible para evitar daños, a la vez que cuidar de no aplicarlo de manera excesiva al agua. Al hipoclorito de sodio se le puede encontrar en varias presentaciones: en gránulos, líquido y en tabletas. Por supuesto, el modo de uso variará de acuerdo al tipo que desees usar. 

Hipoclorito de calcio

Es conocido por atacar y eliminar cualquier tipo de gérmenes y bacterias en poco tiempo. Puedes conseguirlo granulado y en pastillas, y tiene la ventaja de que puede ser conservado durante mucho tiempo. Antes de usarlo, deberás diluirlo previamente en agua. 

Hipoclorito de litio

Se trata de un polvo que integra cloro potente de alta calidad que se puede usar de dos formas: primero, agregándolo directamente sin diluir y, segundo, diluirlo en agua para luego verterlo en estado líquido. Por sus propiedades, es capaz de matar todo tipo de bacterias y gérmenes que se encuentren en la piscina. Cabe destacar que su costo es un poco más elevado que los otros tipos de cloro, por esta razón es uno de los menos usados. 

¿Por qué el cloro es el mejor desinfectante para piscinas?

Aunque es posible conseguir varias opciones para el adecuado mantenimiento de las piscinas, dentro de todas ellas la más recomendable y usada es el cloro. La principal razón es que es un elemento químico natural que se procesa de diferentes formas para optimizar su rendimiento como desinfectante capaz de matar las bacterias, gérmenes y cualquier tipo de microorganismo que se pueda alojar en el agua. 

Otra de las razones por las que el cloro es una de las mejores opciones para que mantengas limpia tu piscina, es que se trata de un compuesto químico bastante accesible cuando de precio trata, aunque, el mismo varía dependiendo del tipo que compres y la presentación del mismo, es decir, si es líquido, granulado o en tabletas. 

En resumen, usar cloro es la mejor opción para mantener tu piscina desinfectada, pero, como vimos en este artículo, existen varios tipos entre los cuales deberás escoger el que más te conviene usar en tu caso particular. 

Deja un comentario